Categorías
Opinión

De nuevo en casa

El paseo por Europa ha llegado a su fin, después de 2 meses y medio y en el aeropuerto de Cali me estaban esperando mi hijo con Emily y el amigo que lo acompañó en su carro.

Cuando salí , luego de coger la maleta, no lo vi, entonces me hice a un lado a esperar que llegara y nada que lo veía. De pronto me dio por mirar para dónde la gente esperaba a los que salian y que lo veo allá echando ojo. Que risa, le salí por detrás 🙂Cuando me vio que alegría. La Emily me miraba toda seria, pensé que no me iba a sonreír, pero al momento como que se acordó y ya estaba de recochita metiendo los dedos en la blusa que llevaba.

Hotel en Bogotá
Un recuerdo del Hotel en Bogotá

Llegamos a la casa y nos vinimos todos para Sevilla, pues aprovecharon que estaban en la semana de receso para ir conmigo unos días a casa.

Ya en Sevilla que las amigas y familia todas contentas de verme, que me habían extrañado y hasta falta les hice, al fin y al cabo es la primera vez que me voy tantos días.

Fue rico volver a ver a tantas personas para las que soy importante 🙂

Cuando me preguntan si me hacia falta la casa, la nieta o mi familia y yo digo que no que yo siempre estoy bien donde estoy. No se si será por que se que voy a volver o por que soy tan comodina que en todas partes me amaño, o seré de esas que algún día se pueden desaparecer y no extrañara nada. En fin por el momento es lo que pienso.

La casa estaba en la misma parte, mi hermana fue varias veces a limpiarla así que no estaba tan peor. El negocio un poco empolvado, nada que no se solucione con una buena sacudida.

Por lo demás todo bien, la gente muy preocupada por que se me cae el negocio cada que viajo, yo les contesto que eso no me preocupa, no me puedo atar a un negocio ni a nada, al fin que no he visto entierro con trasteos, por lo tanto y afortunadamente todo sigue ahí.

Así que si se vende bien y sino pues la plata hace falta, pero no será algo que me ate a no hacer lo que quiero y cuando se de la oportunidad.

Algo que no entiendo de la gente es el apego a las cosas materiales.

Hay una pareja que tiene familia fuera y no la van a visitar dizque por que quien les cuida el negocio o la casa. Algo absurdo me parece, cuando estiren la pata no se llevaran nada por lo que ahora se trasnochan, aparte de que ya no tienen niños pequeños ni nada que les impida darse gusto.

No sé, a veces me pongo a ver y veo, las incongruencias de la gente. Siempre esperando algo para ser feliz y cuando pueden serlo, siempre se ponen trabas para no serlo.

Yo trataré de no ponerle trabas a la felicidad y dejar que ma atropelle todos los días. ¿A qué suena chévere?

Por Amparo Bonilla

Me considero una apasionada de la vida, soy alegre, optimista y siempre encuentro lo bueno de lo malo. Tengo una filosofía de vida que consiste en hacer lo que me gusta, cuando quiero hacerlo y sobre todo sonreír porque la vida serie es muy aburrida...

15 respuestas a «De nuevo en casa»

¡Hola Amparo! Que alegría leer que ya estas de vuelta en casa. La verdad es que a todos nos gusta sentirnos queridos y especiales, sobretodo por aquellas personas que para nosotros sí lo son. Comparto tu forma de pensar en no apegarse a los bienes materiales y disfrutar más de la familia y de los amigos. Al fin y al cabo, como bien dices, cuando estiremos la pata no nos llevaremos nada al otro barrio.

¡Un beso fuerte!

Totalmente de acuerdo contigo, uno se pasa la vida esperando el mejor momento, la mejor oportunidad, el mejor día, etc y mientras tanto la vida va pasando. Tampoco soy de las personas que se aten a nada, no me gusta, ni material, afectiva es imposible no hacerlo… De manera que cuando me viene a España, mi vida entera estaba en Chile, si hubiera pensado todo lo que se quedaba, incluido un trabajo seguro, no habría movido un pie y seguiría allí. Lo mismo pienso ahora que vivo aquí, si tuviera que regresar o irme a cualquier otro lugar, volvería a tomar las mismas decisiones. Me alegro que hayas disfrutado tu estancia aquí y que el retorno haya sido tan bueno.

Hola Amparo!!
Pues sí, estoy de acuerdo contigo, creo que hay que vivir la vida cada día y no estar esperando a que las oportunidades se nos presenten en la puerta, pues si no, cuando nos queremos dar cuenta, se nos ha ido toda entera 🙂
Me alegra que el viaje haya ido bien!
Besos :33

Las cosas materiales son recuerdos. Para mí es normal aferrarse a ello, es algo muy importante ena vida de uno y más si no es de viajar tanto y dejarlo todo así por así.

Si que te la has pegado larga, si…
Haces muy bien, disfruta mientras puedas que luego igual no se puede. Si puedes viajar unos meses y disfrutar de las amigas mejor que mejor, que ya te he visto en las fotos que nos publicaste lo bien que lo has pasado.

Hola, Amparo!

Bienvenida a casa!! 😉

Me alegra que tengas reencuentros bonitos al volver, yo generalmente tardo una semana en recuperarme del bajón, y creo que es, precisamente, porque no me espera nadie…

Me ha gustado la expresión que has usado para tu nieta «estaba de conchita», me gustaría que me explicaras qué quiere decir, porque suena muy tierna!

No me extraña que Diana sea como es teniendo una madre como tú. Di que sí, la vida son 4 días y muchas experiencias por vivir (como esta que has vivido tú durante este tiempo) como para estar atada a algo material. Luego morimos y sólo nos llevamos eso, las experiencias, así que estoy totalmente de acuerdo contigo. Un besazo

Seguro que en el fondo echabas de menos volver a casa. Está bien tener gente que te extrañe y se preocupe cuando no estás, es algo importante y espero que te dure mucho, bss nos seguimos leyendo!

Cuanta razón, pasamos la mayor parte de la vida buscando el momento de ser felices, sin darnos cuenta que el momento es ahora, más tarde, igual ya es demasiado tarde. Los reencueentros son bonitos, sobre todo si nos de personas a las que quieres. Hay que disfrutar del momento, de los pequeños placeres y ser feliz en el momento presente.

Que bien que ya estas de nuevo en casa y con el ánimo de siempre para volver a comenzar, después de un largo viaje a darle duro al trabajo, y lo digo así porque limpiar no es de un día Felicidades y que disfrutes de lo que tanto extrañabas y de la gente que te recibe con los brazos abiertos a tu llegada.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Por favor lee esto antes de enviar tu comentario. Los datos de carácter personal que me proporciones rellenando este formulario, serán tratados por Amparo Bonilla como responsable de Frivolidades Mafalda. La finalidad es gestionar los comentarios del blog. No se comunicarán los datos a terceros, salvo por obligación legal. Derechos: podrás ejercer tus derechos para rectificar, limitación y suprimir los datos escribiéndome a [email protected] Puedes consultar la la Política de Privacidad del Blog para mayor información.