Categorías
Cosas que pasan

Con motivos o sin él

Esta semana hubo un crimen pasional, al parecer un señor encontró a su mujer con otro en su casa, y de una sin preguntar siquiera que pasaba el señor como que se le fue encima a la señora a golpearla y el otro quiso defenderla, llevando la peor parte, pues el señor ofendido lo acuchillo sin misericordia. 

Sufrimos de una falta de tolerancia pues ya sin mediar palabra la gente quiere solucionar todo matando. Malo si hay motivos, malo sino lo hay. En este caso donde pueblo chico, infierno grande, al parecer el señor este estaba bebiendo un día entresemana y algún vecino, muerto de la envidia porque seguramente la señora no quiso nada con él sino con el otro, se fue a buscar al susodicho y le dijo que su mujer estaba con otro y claro con tragos en la cabeza ni corto ni perezozo se fue a lavar su honor con sangre. Que es como los machos saben hacerlo, si al menos hubiera sido un duelo o algo asi como caballeros, pero no, llevaba la ventaja de los tragos y el sentirse ofendido porque otro utiliza, lo que él no le apetece.

Pues resulta que según los chismes él estaba con otra vieja tomando, entonces pienso yo, tampoco es para justificar, pero en este mundo donde todo es tan efímero, «no hagas lo que no quieres que te hagan«. Y como los hombres, son hombres entre más viejas tengan, según ellos. Pero a nosotros, ni se nos ocurra hacer algo parecido, porque no nos perdonan ni media. Mientras que si es al contrario, no pasa nada. Como si todos nos fuéramos iguales y sintiéramos la misma decepción y la misma tristeza de que nos cambien por otra, asi sea por un ratico. 
Por lo tanto para evitar que estas cosas pasen y los hombres se sientan ofendidos, lo mejor sería avisarles cuando los vamos a engañar, asi no tendran excusa de sentirse sorprendidos y ofendidos, pues soldado avisado no muere en guerra y más si ellos tambien son casquisueltos, para que vean lo bueno que es y que desafortunadamente para ellos siempre habrá quien quiere lo que ellos no aprecian en la casa. A nosotras como que nos hace falta de que tengan esa consideración, pues ni derecho tenemos de ofendernos, que tal, menos mal que ya somos pocas las que aguantamos tanto, al menos sin darles de su propia medicina. Algo que no debería de ser asi, pues se supone que si uno aceptó vivir con alguien es por amor, pero a veces las cosas se salen de las manos y uno u otro falla y ahí las consecuencias son impredecibles.

Por Amparo Bonilla

Me considero una apasionada de la vida, soy alegre, optimista y siempre encuentro lo bueno de lo malo. Tengo una filosofía de vida que consiste en hacer lo que me gusta, cuando quiero hacerlo y sobre todo sonreír porque la vida serie es muy aburrida...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Por favor lee esto antes de enviar tu comentario. Los datos de carácter personal que me proporciones rellenando este formulario, serán tratados por Amparo Bonilla como responsable de Frivolidades Mafalda. La finalidad es gestionar los comentarios del blog. No se comunicarán los datos a terceros, salvo por obligación legal. Derechos: podrás ejercer tus derechos para rectificar, limitación y suprimir los datos escribiéndome a [email protected] Puedes consultar la la Política de Privacidad del Blog para mayor información.