Categorías
Cosas que pasan

Los bobos del celular

Y como dice el disco nuevo que sacaron para los festejos decembriles, somos los bobos del celular, los que no sabemos en qué momento parar de estar pegados a la pantalla y lo malo es que queremos que los niños que apenas están empezando a salir del cascaron sean los siguientes en coger la herencia del celular y de toda la tecnología que nos emboba en estos momentos a todos por igual.

Los bobos del celular
Foto de Shutterstock

Los colmos que veo yo con estos aparatos es el ir manejando moto y chateando al mismo tiempo. El que la pasajera que va de parrillera también vaya chateando no es tan raro al fin que tiene las manos libres, pero sin embargo me parece un riesgo el que conduce porque no va concentrado en dónde va.

Otra es la de ver parejas en bares, discotecas, cafés, restaurantes chateando cada uno en su celular. La comunicación cada día es mas  deprimente, ni siquiera cuando van de visita a alguna parte tienen la decencia de dejar el celular, al memos mientras están en casa ajena y se supone que están de paso.

Y ni se diga cuando no tienen wifi, parece que estar un rato sin celular fuera el fin del mundo, como si el mundo no pudiera esperar un poco sin que estén comunicados, parecen perros con pulgas.

Por lo tanto no es nada raro ver que que a los niños desde pequeños les estén regalando estos embobadores para que no se queden atrás de sus padres y son hasta mas avispados, pues ya a tierna edad saben manejar estos aparatos mejor que los adultos. Parece que ya vinieran con el chic incorporado.

A los adultos es a los que nos da trabajo cogerle el tiro y por más que nos expliquen se demora en entrar la información al disco duro y muchas veces entra en reversa.

Aparte de que la gente ya ni siquiera mire a los demás por estar pegados chateando con seres virtuales que muchas veces ni conocen.

La de matrimonios que se están dañando a causa de estos [email protected] virtuales, ya hasta polvos cibernéticos nos estamos echando, no falta sino quedar embarazadas por este medio y ahí si ¿para qué necesitamos más?

Antes cuando se viajaba se podía ir charlando con el compañero del asiento, ya si no están chateando, anda con los auriculares que parecen robots, así que toca mirar el panorama o ponerse a tono con los demás para no quedar fuera de onda.

Pocas veces alguien no tiene celular en la mano, son tan poquitos que se pueden contar. En definitiva esta tecnología en vez de ayudar a la comunicación, la esta dañando.

No quiero imaginarme qué nuevos aparatos habrán cuando mi nieta este mas grandecita, ¿con qué nuevos aparatos embobaran a las futuras generaciones?

Aquí les dejo la canción, muy típica en épocas de Navidad en Colombia:

Por Amparo Bonilla

Me considero una apasionada de la vida, soy alegre, optimista y siempre encuentro lo bueno de lo malo. Tengo una filosofía de vida que consiste en hacer lo que me gusta, cuando quiero hacerlo y sobre todo sonreír porque la vida serie es muy aburrida...

22 respuestas a «Los bobos del celular»

Me siento identificada con algunas de las cosas que dices, pero no con todas. No entiendo por qué cuando estamos con otras personas, no prestamos atención de ellas y solo hacemos caso del móvil o de la tablet.
Yo estoy pegada al teléfono o el ordenador por trabajo, pero si he quedado con alguien o estoy con más personas. Mi tiempo con ellas es sagrado. Claro que sí a responder las llamadas urgentes, pero no es normal que parezca que en las vidas de las personas solamente exista el móvil.

Me dio mucha risa el video. Puedo imaginarme por que pegó la canción en estas navidades. En medio de ser broma, es una realidad muy tangible y confieso que aveces soy culpable. Tienes razón en decir que aveces el uso de la tecnología nos está dañando la comunicación en vez de mejorarla. Me has dado inspiración para ser mas cuidadosa esta semana y poner a un lado el dispositivo cuando hay cosas mas importantes que ameriten mi atención. Saludos.

Tienes razón en algunas cosas, pero la tecnología va avanzando y nuestros descendientes serán más tecnológicos que nosotros ahora. Yo a veces soy culpable de estar tanto con el móvil, aunque si hablo con alguien intento no cogerlo. Gracias por post.

Cómo extraño estas canciones de diciembre en Colombia son súper divertidas y narran muy bien la realidad que se vive en el país. Una triste realidad si me preguntas, porque lo cierto es que ver a tanta gente conectada y tan encerrada ensimisma con el celular es brutal, pero es lo que estamos viviendo ahora :/

Es cierto que estamos viviendo una realidad distinta en cuanto a la comunicación.
Sigo priorizando las relaciones cara a cara y me parece muy sano de vez en cuando del tlf.
De hecho, yo me siento feliz y libre cuando decido no usarlo durante un par de días o me lo «olvido» en casa expresamente.
Sin embargo, este cambio ha venido para quedarse y no creo que todo sea malo.
¡Saludos!

Me ha encantado el vídeo y el tono cómico un montón. Me ha hecho sonreír, pero la sonrisa tiene un regusto amargo porque efectivamente muchas relaciones de amistad y amor se están yendo al carajo por falta de una comunicación verbal y física… Hay que pararse más y mirar más a la gente a los ojos, utilizar los oídos para escuchar al que tenemos enfrente y lanzar sonrisas y guiños mientras hablamos.
Gracias!

Estoy de acuerdo con que la gente siempre está mirando la pantalla del móvil, vas en el metro o el bus y todos hacen lo mismo, o cuando quedan con alguien tienen el móvil encima de la mesa por si quieren mirar algo. Me parece muy mal cuando estoy charlando con alguien y hace eso. Me da pena que la gente ya no se mire a los ojos y estén más pendientes de tu móvil.
Por eso cuando yo quedo con alguien, guardo el móvil en el bolso y no lo vuelvo a sacar hasta que nos vamos. Pienso que dedicar el tiempo y toda tu atención a la persona con la que hablas es un gran regalo.

Así de triste se nos ha vuelto la vida Amparo, ya dentro de poco todos tendremos una joroba y la vista más reducida que nunca por andar bobos por el celular. Es impresionante la cantidad de personas que ya no miran al frente o ven a los otros a los ojos por andar petrificados en esa pantalla que lo único que nos está haciendo es daño y más daño. Buena reflexión la que nos traes, ojalá pasara algo para cambiarlo. Saludos.

Me encantan las reflexiones que planteas en este artículo, Amparo. Es muy necesario algo más de conciencia social respecto a este tema.

Yo también hice alusión a este asunto en un artículo y ya sólo falta que algún día escuchemos «oye, cambia la reserva del restaurante que me traigo compañía. Vendremos mi móvil y yo».

Es muy lamentable que nos permitamos el dejar de mirar a una persona a los ojos para mantener una relación con un aparato digital. Esperemos que la conciencia respecto a esta cuestión vaya mejorando con el tiempo.

Un abrazo muy fuerte, Amparo!

Ali

Se suponía que la tecnología nos ayudaría a mejorar en el trabajo, pero claro si se hubiera limitado al trabajo. Hoy en día quien no lleva un móvil último modelo, con una super tecnología, se quedó desfasado y casi, que le miran en menos. Es una pena, pero entre los más jóvenes es aun peor, porque hay una competencia impresionante por mostrar a quién le compran el mejor dispositivo.
Antiguamente, incluso, al menos donde yo me crié, era difícil que llegara una línea telefónica normal, un teléfono básico cuyo único propósito era comunicar a las personas. Hoy en día, conformarse con un telefono fijo es absurdo.
Y sí, Amparo, tienes toda la razón, hoy en día la comunicación es cero, me refiero a una conversación entre personas para tratar cualquier tema, porque hasta estando en casa, te mandan un WhatsApp.

Hola!
Pues tienes mucha razon,pero hoy en día es indispensable,tanto como buen uso,como pèrdida de tiempo.
Si le sabes dar uso es una erramienta muy util,pero sino es verdad que emboba a todo el que lo coje.
En fin el futuro cada vez nos sorprende mas,que sera de nuestras generaciones? Avanzaremos en tecnologia pero tambien en perdida moral,y es que hasta mi madre estando en casa se comunica conmigo por el whatsaap.
Un abrazo !

opino como tú, creo que el movil está muy bien como medio de comunicación cuando es necesario pero nunca hasta el punto de sustituir a la comunicación de tú a tú y de provocar accidentes. Desgraciadamente las situaciones que describes en bares, restaurantes, etc están a la orden del día, bss

Estoy absolutamente de acuerdo, creo que el móvil es necesario pero ha llegado un punto en que estamos tan ligados a él, al whattsapp y en general a todas las redes sociales que nos olvidamos de la realidad social, de la comunicación en persona, de una buena conversación, de un silencio compartido.. y en lo de los peques igual, yo desde luego no tengo intención de comprarle móvil hasta que sea bien mayor pero ya veremos.. Muaksss

Todas las herramientas son necesarias. Con un martillo puedes clavar un clavo y crear algo útil. También con un martillo puedes matar. Los móviles por si mismo no son malos, sino es el uso que les estamos dando. La gente ha dejado de ver la tecnología como una herramienta. Solo hay que echar un vistazo de 2 min en facebook. Millones de personas contando su vida ( a quien le interesa?), creando bulos y creyendo en bulos.. Y los niños pequeños también ya están metidos de lleno en la ciénaga de internet. Saber usar y poner los límites, esto seria el uso responsable del móvil. Un saludo.

¡Hola, Amparo! Yo creo que el problema no es del móvil sino de las personas que lo tienen. Yo por ejemplo, siempre llevo el teléfono encima por si pasa alguna emergencia y tengan que localizarme. Pero, en comidas con mi novio, amigos o familiares jamás de los jamases lo saco. Reconozco que para mí es una herramienta útil de trabajo pero de ahí a dejar que ocupe toda tu vida es exagerado. Yo me pongo de los nervios cada vez que veo a las personas andar mirando el móvil o conduciendo con la mirada fija en la pantalla. Qué pena, de verdad.

Que triste esta generación de automatas , exclavos de las redes sociales y la mobilidad.
Que añoranza de aquellos tiempos en dónde la gente «chateaba» dando la cara, así persona a persona, con un café en mano.
Ahora veo como los papás dejan de convivir con sus hijos, no hay sobremesa, no hay calidad…..
Ojalá hagamos una pausa en todo esto y enseñemos a nuestros hijos la importancia de la calidez humana, esa que un celular no te da.

Es cierto que se ve mucho más la desconexión que existe entre unos y otros, que el ritmo de la vida ha cambiado y que día tras día las tecnologías nos invaden y nos deshumanizan. Sólo queda que los peques no desconecten de los demás.

En este tema te doy toda la razón, el estar conectados virtualmente ya nos absorbe por completo y no nos deja observar el exterior o mas bien estar disfrutando la misma vida por estar ahí.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Por favor lee esto antes de enviar tu comentario. Los datos de carácter personal que me proporciones rellenando este formulario, serán tratados por Amparo Bonilla como responsable de Frivolidades Mafalda. La finalidad es gestionar los comentarios del blog. No se comunicarán los datos a terceros, salvo por obligación legal. Derechos: podrás ejercer tus derechos para rectificar, limitación y suprimir los datos escribiéndome a [email protected] Puedes consultar la la Política de Privacidad del Blog para mayor información.