Categorías
Cosas que pasan

Pagando impuestos

Cada año al principio, es la agonía para pagar impuestos y todas las arandelas que nos colocan, como si no fuera suficiente pagar en Tesorería, Bomberos, ya le anexaron Sanidad, Cámara de Comercio, que es una entidad que no sirve para nada. Creo  que podríamos vivir perfectamente sin ellos  y no se caería el mundo, como se hacía antes cuando no existía. Una preocupación menos y unas personas menos encima, amenazando con cobrar multas sino se  renueva a tiempo.

Pagando ImpuestosTodavía los Bomberos me parece que se justifica y al menos sirven para mucho, fumigar es otra cosa que no le veo, pues al parecer el veneno que usan no espantan ni moscas. Es una platica mal invertida, pero al menos también prestan un servicio, que yo no tenga bichos, es otra cosa (no hay donde echarlos) pero no se ven.

Pero la Cámara si es la tapa, en todos los años que llevo pagándola, nunca me he beneficiado de ella para nada, el único vinculo que me une a ella es cada año que voy a renovarla veo que va subiendo como la espuma, por que del resto ni para bien, ni para mal. O sea que podría estar  perfectamente sin ella, pero es como un mal matrimonio: pesado y agobiador.

Y eso que se dice que es para el  servicio de la comunidad y cuando quise hacer un anexo de otra actividad  a mi negocio, pues se supone que «miscelánea»  abarca todo lo que quiera poner, me dicen que no se podía que  por que los vídeos juegos era algo muy aparte. Estando en la  misma casa y como el que  no sabe es como el que no ve, y para eso se supone que están estas entidades, para que lo asesoren a uno y ayuden de la mejor  manera, pero como siempre ayudan pero a ver como lo pueden desangrar más y nos cobraban  a los dos aparte. A duras penas logré que bomberos y sanidad fuera uno solo, porque en tesorería también nos la clavaron, así que entre los dos no nos salíamos con un millón.

Hasta que este año viendo que la cosa estaba peluda, pues me dije que tocaba cerrar uno de los dos negocios, ya que los impuestos nos estaban absorbiendo. No teníamos para pagar dos, a duras penas y nos poníamos al día del año pasado que estábamos todavía endeudados, así  que me tiré el aventón y fui  a Cámara de Comercio y les dije que quería cerrar uno de los dos negocios, pues no había con que sostener los dos y ¡Oh sorpresa! había solución, lo que les pedí al principio se pudo hacer tres años después.

Al ver que estaba pidiendo el cierre de uno, si pudieron anexar la actividad a la miscelanea y dejar mi negocio por ser más antiguo y cancelar el otro. ¿Qué tal los careconchas estos? si uno se deja, le sacan hasta la última gota de sangre y ni se inmutan y cuando les hice el reclamo de por qué ahora si se podía, salen con la excusa de que es que las leyes han cambiado. ¡Ahhhh! pero me hubieran podido avisar de que habían cambiado. Que descarados son, siempre se ha podido, solo para quedar bien, se inventan leyes y pendejadas que solo ellos mismos se las creen.

El caso es que este año, por fin, liberamos uno de los dos, pagando algo más en la Cámara, ellos no desaprovechan la oportunidad de cobrar una actividad más, en cambio en tesorería me cobraron hasta menos, unas se van con otras.

Y claro también hubo que ir a la DIAN, a decir que se anuló uno de los dos, y como algo muy normal lo tomaron. Que rabia, se me hace que nos vieron la cara todo este tiempo, pero qué le vamos a hacer, así es que se aprende 🙁

Por Amparo Bonilla

Me considero una apasionada de la vida, soy alegre, optimista y siempre encuentro lo bueno de lo malo. Tengo una filosofía de vida que consiste en hacer lo que me gusta, cuando quiero hacerlo y sobre todo sonreír porque la vida serie es muy aburrida...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Por favor lee esto antes de enviar tu comentario. Los datos de carácter personal que me proporciones rellenando este formulario, serán tratados por Amparo Bonilla como responsable de Frivolidades Mafalda. La finalidad es gestionar los comentarios del blog. No se comunicarán los datos a terceros, salvo por obligación legal. Derechos: podrás ejercer tus derechos para rectificar, limitación y suprimir los datos escribiéndome a [email protected] Puedes consultar la la Política de Privacidad del Blog para mayor información.